SEÑALES DE ALERTA EN TEA
Características significativas del autismo

señales-del-autismo-ceivalencia

El gran reto entre los profesionales es conseguir que un diagnóstico se de a la edad más temprana posible. Cuanto más temprano sea el diagnóstico, más temprana será la derivación a programas de atención temprana que aseguren una intervención adecuada a las necesidades del niño o niña. Y para ello, es imprescindible conocer las señales de alerta (indicadores tempranos) que, una vez identificadas, nos permiten actuar y poner en marcha los recursos necesarios para nuestro hijo o hija.

A continuación, te presentamos una tabla con las señales de alerta características del Trastorno del Espectro Autista según períodos de edad de 0 a 24 meses:

Antes de los 12 meses:

  • Poca frecuencia del uso de la mirada dirigida a personas.

  • Poca frecuencia del uso de la mirada dirigida a personas.

  • Falta de interés en juegos interactivos simples como el “cucú-tras”.

  • Falta de sonrisa social.

  • Falta de sonrisa social.

  • Falta de ansiedad ante los extraños (sobre los 9 meses).

 

Después de los 12 meses:

  • Menor contacto ocular.

  • No responde a su nombre.

  • No señala para pedir.

  • No muestra objetos.

  • Respuesta inusual ante estímulos auditivos.

  • Falta de interés en juegos interactivos simples como el “cucú-tras”.

  • No mira hacia donde otros señalan.

  • Ausencia de imitación espontánea.

  • Ausencia de balbuceo social/comunicativo como si conversara con el adulto.

 

Entre los 18-24 meses:

  • No señala con el dedo para compartir un interés o pedir algo que quiere (protodeclarativo).

  • Dificultades para seguir la mirada del adulto.

  • No mira hacia donde otros señalan.

  • Retraso en el desarrollo del lenguaje comprensivo y/o expresivo.

  • Falta de juego funcional con juguetes o presencia de formas repetitivas de juego con objetos (ej.: alinear, abrir y cerrar, encender y apagar, etc.)

  • Ausencia de juego simbólico.

  • Falta de interés en otros niños o hermanos.

  • No suele mostrar objetos.

  • No responde cuando se le llama.

  • No imita ni repite gestos o acciones que otros hacen.

  • Pocas expresiones para compartir afecto positivo.

  • Antes usaba palabras, pero ahora no.

  • Parece no ser consciente cuando otras personas les hablan, pero responde a otros sonidos.

  • Tiene reacciones poco habituales al olor, el gusto, el aspecto, el tacto o el sonido de las cosas.

  • Le cuesta adaptarse cuando hay un cambio en la rutina.

 

Ten en cuenta que las señales de alerta, como su propio nombre indica, cumplen con el objetivo de avisar de algo que debe ser atendido. Por lo tanto, cada caso deberá ser estudiado con detenimiento y delicadeza, contemplando y atendiendo todas las posibles variables (genéticas, biológicas y ambientales) que pueden haber influido en el desarrollo.

Si crees que tu hijo o hija presenta algunas de las señales de alerta de la tabla anterior, contacta con un profesional especializado en desarrollo infantil para que pueda guiarte en el proceso a seguir.

Desde CEI València estaremos encantadas y encantados de atenderte, resolver tus dudas y poder ayudarte en lo que necesites. Contacta con nosotros si lo necesitas.

logo cei

Contacta!